Comentario de MAITREYA RAEL:
“¡Inadmisible! Miles de personas y sobretodo los Raelianos deberían ir a apoyar y a dar abrazos gratuitos. Ofrecer abrazos no es ni la venta ni la promoción de un servicio o producto: ¡es sólo amor! ¡Es lo que el mundo más necesita!”

https://www.holahola.cc/entretenimiento/64200

Los esfuerzos del residente canadiense de Montreal, repartiendo abrazos calurosos llenos de bondad a todo el mundo, no fueron apreciados por los funcionarios locales, que “le pusieron” una multa de 101 dólares.

Tommy Boucher de Montreal, Canadá, la semana pasada se encontraba en la estación de metro Jean-Talon con una camiseta verde con la inscripción “Abrazos libres”. Fiel a esta promesa, se puso de pie con los brazos abiertos, listo para dar un super abrazo con toda la bondad y sinceridad a los que lo desearan.

Sin embargo, de pronto se le acercaron dos inspectores de la policía de transporte de la Société de transport de Montréal. “Me preguntaron si tengo el permiso”, escribió Boucher en su blog. — Asombrado, le pregunté, ¿ qué permiso?”. Los inspectores, me dictaron las reglas de la ley, y me acusaron de violación de la prohibición de “venta o arrendamiento de bienes o servicios” no autorizado y me emitieron una multa de 101 dólares.

“Tal como yo lo entiendo, continúa Boucher, puedo llevar una camiseta con la inscripción “Abrazos libres”…, pero no puedo entregar mis abrazos”. Por supuesto, el chico va a impugnar la multa, ya que no estaba vendiendo nada ni alquilando nada, pero ahora tiene planeado ofrecer abrazos gratis fuera de la estación de metro.

 

X