Ya que los dividendos pagados a los accionistas impulsados por las grandes empresas (energía, banca y coches) alcanzaron un nivel récord de 44,300 millones de euros en el segundo trimestre en Francia, y 544,000 millones de dólares en todo el mundo.
Compartido por MAITREYA RAEL
X